Las transacciones anuales del bloque comercial alcanzan los US$245.808 millones.

 Durante los últimos años, los países han incluido en sus acuerdos comerciales principios esenciales, disciplinas y requisitos mínimos que se deben cumplir para garantizar que los proveedores provenientes de otras naciones puedan participar en igualdad de condiciones que las empresas locales en el mercado nacional. De esta forma, se brinda un marco jurídico seguro y previsible sobre las reglas de juego aplicables en estos procesos de licitación.

La Alianza del Pacífico (AP) no es la excepción. Uno de sus objetivos es promover la contratación pública a través de la generación de un libre flujo de insumos entre los cuatro países que permita agregar valor, así como mejorar la calidad de los bienes y servicios.

El potencial es enorme. La incidencia que tienen las contrataciones públicas en el gasto de Chile, por ejemplo, está en 12% de participación del PIB; en Colombia es el 13,2%; México 10%; y en Perú 6%, según la Guía de Contrataciones Públicas, elaborada por el equipo técnico de este bloque de integración comercial.

En este mismo documento se señala que el valor total de las transacciones anuales en compras públicas de la AP alcanza los US$245.808 millones, lo que representa para Chile US$ 33.237 millones, Colombia US$64.285 millones, México US$ 127.632 millones y para Perú US$ 20.654 millones.

El Protocolo Adicional al Acuerdo de este mecanismo de integración, suscrito en Cartagena de Indias, Colombia, y vigente a partir del 1 de mayo de 2016, constituye un acuerdo comercial fundamental cuyo objetivo es avanzar hacia la libre circulación de bienes, servicios, capitales y personas entre los cuatro países.

El Protocolo cuenta con 19 capítulos temáticos que facilitan el comercio en la región, eliminan obstáculos al comercio y establecen disciplinas de nueva generación, en el que se incluye el capítulo 8, sobre la contratación pública.

Los países de la Alianza buscan profundizar el comercio tanto extra como intrarregional con base en el Protocolo, con la finalidad de impulsar un mayor desarrollo económico mediante la competitividad, que contribuya a generar un mayor bienestar social.

La inclusión de las contrataciones públicas en el acuerdo de la Alianza del Pacífico permite que los empresarios de Chile, Colombia, México y Perú tengan acceso a más alternativas al momento que se quiera efectuar una compra, representadas en mejores precios y condiciones que se traducen en un gasto más eficiente.

Este Protocolo busca aumentar las oportunidades de negocios para que los operadores económicos de este mecanismo de integración, especialmente para que las micro, pequeñas y medianas empresas puedan participar en un mercado ampliado y logren internacionalizarse de manera más competitiva.

Igualmente, los proveedores nacionales, a su vez, obtienen importantes ventajas en la medida que les permite contribuir al desarrollo exportador de su país, a la creación de empleos y a la diversificación de su oferta, ya que pueden acceder a nuevas oportunidades de negocio de las entidades gubernamentales de los países miembros de este bloque.

Para ampliar la información acerca del proceso de las contrataciones públicas en la Alianza del Pacífico (¿quiénes contratan? ¿qué contratan? ¿a partir de qué montos se contrata? ) haga clic aquí

Contacto:

Chile: [email protected]

Colombia: [email protected]

México: [email protected]

Perú: [email protected]