Colombia, 13 de mayo de 2016. El Protocolo Comercial de la Alianza del Pacífico (AP), que entró en vigor el pasado 1 de mayo, augura un panorama comercial prometedor para los países miembros del tratado, no sólo porque eliminó de inmediato los aranceles para el 92% de los productos comercializados entre Chile, Colombia, México y Perú, sino al actualizar los acuerdos bilaterales ya establecidos entre ellos y, especialmente, al abrir las puertas a mayores exportaciones e incursiones a nuevos mercados a través de la acumulación de origen y los encadenamientos productivos.

Para el Ministerio de Comercio, Industria y Turismo de Colombia, la acumulación de origen es una oportunidad clave para las empresas colombianas al permitirles hacer uso de las materias primas y bienes intermedios de Chile, México y Perú para exportar con preferencia arancelaria al interior de la AP o para llegar a terceros importantes pero poco penetrados, como China y Japón, cumpliendo con las normas origen de los acuerdos.

Así lo señaló la Viceministra de Comercio Exterior de Colombia, Mariana Sarasti, durante un encuentro empresarial de la Cámara de Comercio Colombo Americana enfocado en la AP, en el que también participaron los Embajadores de Chile, México y Perú acreditados en ese país sudamericano. Por otro lado,  sostuvo también que el aprovechamiento de la acumulación de origen, aunado a esfuerzos contundentes para lograr encadenamientos productivos, podría posicionar a Colombia como un proveedor de bienes intermedios entre los mercados del mecanismo y como un jugador exitoso en las cadenas regionales y globales de valor.

Por su parte, el Embajador de Chile, Ricardo Navarrete señaló que durante 2015 las exportaciones de su país a los miembros de la AP fueron del 43% en el caso de Perú, 36% para México y 21% para Colombia. En materia de importaciones, estas provinieron en un 52% de México, 27% de Perú y 21% de Colombia.

Según el Embajador de México, Arnulfo Valdivia, su país busca -a través de la AP- aumentar sus exportaciones en la región, las cuales en 2015 alcanzaron los 22 mil millones de dólares.

Para el Embajador de Perú, Néstor Popolizio, la suscripción de tratados comerciales con nuestros principales socios comerciales a nivel global y, en especial, la Alianza del Pacífico como proceso de integración profunda promoverá encadenamientos productivos y la generación de plataformas industriales, gracias a la acumulación de origen establecida en el Protocolo comercial. Ello contribuirá a que nuestro país continúe en la senda del crecimiento y el desarrollo económico con inclusión social.